lunes, 31 de agosto de 2009

Teatro privado, Cultura robada




Aquí les dejo la nota de Michel Croz que llegó a mi correo, referente al eminente cierre del Teatro Municipal de Rivera.
Teatro privado, Cultura robada

Por Michel Croz


Hace algunos días atrás nos enteramos de que el Teatro Municipal de Rivera será privatizado. El Teatro Municipal se transformará en una lujosa sala de convenciones o un teatro pop star, anexado a un hotel 4 estrellas. No somos contrarios a inversiones económicas o turísticas. No. Somos sí, radicalmente contrarios, a que la gente de la frontera (Rivera y Santana) perdamos este espacio para nuestras actividades culturales y sociales. No tenemos cine, tampoco Museo de Arte (los esmirriados saloncitos son una vergüenza y una entelequia. Su director, hace 50 años intenta revertir esta situación, sin éxito). No tenemos Casa de Cultura. Ahora nuestro Teatro, antiguo cine América, será expropiado con total complacencia de la Intendencia Colorada de Rivera.

Su arquitectura siempre fue destacada en el interior del país, por su escenario de estilo italiano y su sala de 500 butacas. Esta infraestructura será el esqueleto sobre la cual se construirá el nuevo teatro fashion. En ella actuarán elencos internacionales, con producciones internacionales y con precios internacionales, para turistas internacionales.

Los fronterizos, nosotros, seremos desplazados a ser meros espectadores (nunca protagonistas), siempre y cuando podamos pagar. Ce la vié, nos quieren hacer creer. Es la perversa ley del mercado, dirán unos. El teatro es tan solo un negocio, dentro del multiestelar negocio de los hoteles caros, dirán otros.

Nosotros diremos: no vamos a dejar que nos colonicen (¡ya tienen calle Sarandí!). Queremos un teatro municipal y popular, abierto a todos y a todas.

El Teatro dejará su huella como referencia en la cultura y el arte local. ¿Dejará?

Es cierto que el Teatro se venía barranca abajo, decadente gracias a la pésima administración de la dirección de cultura local (que entre otras cosillas había desactivado la Comisión de Apoyo y dejado sin ningún tipo de apoyo a grupos de artistas de las artes escénicas).
Teatro que fue mejorado por fuera (solo), y por dentro: a sentarse abrigado en invierno y casi desnudo en verano.

Lo peor: pagar alquiler sin tener derecho a nada, por que nada es no tener ni audio, ni luces propias. ¿Qué se puede esperar de la gestión de una dirección de cultura sin presupuesto propio? Si la cultura es la “raspa”, el Teatro (y las artes escénicas) son el resto de la olla de la cocina municipal.

Nos sentiremos medio huérfanos (si pasa lo que parece que va ha pasar). En el Municipal pasaron desde muestras de danza de las academias, hasta presentaciones de grupos de estudiantes de liceos y escuelas. Desde actuaciones de grupos de teatro (como nuestro TTI, que el año pasado presentó “Bodas /Versión/ de Sangre”), hasta conciertos de música clásica, murgas o exposiciones de artes plásticas. Actividades tan diversas: como el foro Kizomba de Mundo Afro, o rituales de logias masónicas.

Ya se siente “saudades”. Nosotros participamos del evento de arte integrado “El tiempo es arte” junto a Candeá e Hipotálamo, grupos de jazz y bosa nova de Tacuarembo, hace solo algunas semanas atrás, y ya son historia.

El inquieto Daniel Colistro, director del grupo de teatro independiente Amigarte, me comentó que pisarán las tablas por última vez el 30 de agosto. Les tocó la agridulce tarea de despedir al Teatro. El 1º de Octubre expropian el Teatro. Closed. Kaput.

El miércoles 30 de agosto todos los artistas, todos los trabajadores de la cultura y todos los espectadores, todos los que tenemos vergüenza propia y ajena, nos reuniremos a celebrar el teatro de Amigarte y decir NO a la privatización, en un intento por resistir y revertir la decisión privado-municipal. De eso se trata, de que el 30 de agosto, no figure en las efemérides de la historia local como el nefasto día en que nos terminaron de robar el Teatro Municipal.

Opinión de Gustavo Alsó sobre el tema.
“Dale otros 5 a Tabaré” parece irónico el jingle, pero ya le dimos 10 años.
Ha hecho muy poco, casi nada en pro de la Cultura del departamento. Nos ha legado una ciudad “más bonita, pero más burrita” suena bien no? No le interesa, sabe de sobra que con la gente de la "Cultura" consigue pocos votos, o por lo menos tendría que usar argumentos bien más sólidos que los habituales, cuando se lo cuestiona al respecto.
No me vengan con la sala de ANTEL bla, bla, bla, con la gestión de la Profesora Alma Galup al frente de la Dirección de Cultura. Con la creación de ONGs bla, bla, bla. Con los CASI (nada).
Todos versos para tratar de justificar de alguna manera la pobreza, la falta de apoyo y de políticas culturales en los últimos 15 años para el departamento, obra de los tres últimos gobiernos Municipales. Hay que incluir necesariamente a el del Dr Asdrúbal Vázquez también, parece un complot para borrar a Rivera del lugar que otrora supo ocupar en el ámbito Nacional.
Esto del Teatro era cantado, pero bueno por lo menos el que pueda pagarlos podrá ver espectáculos tipo CONRAD o no, como el estadio Municipal, ejemplo de las obras faraónicas que no sirven, pues los costos de funcionamiento no justifican su utilización, perdón me olvidaba que allí funcionan algunas oficinas que si sirven.
Los gobernantes confunden “gordura con hinchazón” designan personas bien intencionadas, públicas y cultas por compromisos electorales la mayoría de las veces, y las colocan al frente de los destinos de la Cultura departamental por no citar otras áreas, como si eso fuera suficiente. Lamentablemente quien asume no entiende la mecánica del funcionamiento de lo que va a dirigir, tornándose por comodidad, por falta de presupuesto asignado o para llenar el ojo, en ejecutor de políticas del Gobierno Nacional a través del M.E.C que vienen digeridas e impuestas desde la capital.
Es así que descuidan (y vaya descuidos) aspectos tan básicos como por ej: el que el Teatro no tenga luces o equipo de sonido como dice Croz, o que no tengamos un Museo a la altura para colgar un acervo precioso que se lo está comiendo el tiempo, o el hecho de ser la única capital departamental del país que no cuenta con una Casa de la Cultura, que la Sala Cultural de ANTEL da lástima, por la falta de mantenimiento ( equipos de audio que no funcionan, piedras en el ascensor que no marcha, telarañas, pintura) etc, etc, podría seguir por varias páginas.
La buena intención no basta, en el mejor de los casos lleva a quien asume 2 o 3 años ver como funciona la cosa, enseguida se le termina el tiempo de hacer algo, por eso no crecemos, al contrario estamos peor.
Tienen que entender que esta tarea debe ser realizada por los propios involucrados “actores” en las diferentes disciplinas de la Cultura, y por favor no más de forma honoraria, como se los suele convocar siempre que se necesita de sus servicios.
Mientras el titular del gobierno departamental no entienda esto, el tema creo no tiene solución, dependiendo totalmente de la buena voluntad del Intendente de turno y su mayor o menor grado de sensibilidad.
En la esperanza de que la persona en quien recaiga la responsabilidad de manejar los destinos de la Cultura departamental en los próximos años, reciba la mayor cantidad posible de información.
Dejo abierto el Blog a: Opiniones, sugerencias, críticas, piedras y todo tipo de aportes.

-

miércoles, 26 de agosto de 2009

Arquitectura vernácula Artigas, Uruguay

Esta construcción fué hecha con latas de refrigerantes y cerveza, está ubicada en la cercanias del Pueblo Cuareim, en el departamento de Artigas en la ciudad de Bella Unión, allí su propietario hace funcionar un "restaurante" como luce el cartel , que es todo un monumento del Arte Kitsch.

Washington "Canario" Luna

Washington Canario Luna, recientemente fallecido, un verdadero ícono de la voz Murguera en el Uruguay, en una de sus frecuentes visitas a Rivera.

Arquitectura vernácula Rivera, Uruguay

Esta es una de las fotografías de la serie que recibió el "Gran Prix" del Museo Francés de la Fotografía en 1989 en el concurso " La Arquitectura de hoy y su entorno"Se trata de una humilde vivienda construída con latas de aceite aplanadas, estaba ubicado en la periferia de la ciudad de Rivera. Actualmente es más dificil ver este tipo de construcciones pero aún se encuentran sin ir muy lejos del centro de la ciudad.

Atento al discurso

El actual Presidente Tabaré Vázquez, en una lejana visita a Rivera con unos cuantos años menos, discursando para unas pocas personas en la Plaza 18 de Julio en Rivera Chico, en primera fila escucha muy atento Florio, no vidente y todo un personaje de la izquierda riverense.

Gustavo Alsó - Fotógrafo


Creo importante y necesario hacer una reseña de mi pasado, no muy conocido en el arte de Niepce, puntualizando que me resulta incómodo hablar en primera persona, pero en este caso no hay otra, así, se trata esta de la primera vez que hago un racconto escrito de mi trayectoria en la fotografía.

Mis comienzos se remontan a principios de la década del 70 en mi ciudad natal, Montevideo.

Con el incentivo de mis padres,15 años y una vocación nata , asistí como socio a la vieja sede del Foto Club Uruguayo en la calle Andes, a los cursos que se realizaban y a los concursos , teniendo contacto con alguno de los nombres más importantes de la fotografía uruguaya, que hacían lectura critica de mis primeras fotos, también había una formidable biblioteca, abarrotada de las mejores revistas del tema, que en esa época eran muchas y muy buenas, allí también aprendí la impresión en serigrafía a partir de la fotografía con, Rimer Cardillo, todo eso me fue formando en mi manera de ver y sentir la imagen.

Con 17 años, mucho entusiasmo por no decir (rostro), un incipiente bigote que me hacia más viejo de lo que era, una Voiglander Bessamatic y un Mecablitz de los redondos con batería de ácido, clásicos de la época, comencé a incursionar en la fotografía comercial, asistía a las clases nocturnas de laboratorio de la Escuela de Fotografía que funcionaba en un edificio en Juan Carlos Gómez y Bartolomé Mitre que dictaba un Sr. de nacionalidad Argentina (lamentablemente no recuerdo el nombre, creo Erasmo) con el aprendí a hacer grandes ampliaciones en blanco y negro muy en moda en esa época sobre papeles de base colorida revelados a mano, la foto color era poco accesible y las diapositivas se revelaban en Panamá. Estudiaba electrónica, y trabajaba para aprender el oficio, como auxiliar de Jorge Schaffner, famoso por fabricar en Uruguay un clon del amplificador Fender (valvulado) todo un clásico de la época. Con él comencé a hacer sonorizaciones, por ejemplo, el Play Back del Discodromo Show los domingos en el canal 12, giras y fiestas amplificando a Julio Frade, Los Killers, Tótem etc etc.

Por esos años Argentina vivía aquello de “Cámpora al gobierno, Perón al poder" creando el ambiente propicio seguramente, para que ese fotógrafo dueño de la escuela a la que asistía, decidiera regresar a su país, lo que me permitió con la ayuda económica y moral de mi padre comprar el traspaso del local con laboratorio y todo, que había puesto a la venta.

Por esos años accedí por concurso, compitiendo con muchos artistas de renombre, en la misma y en otras disciplinas ( la fotografía se comenzaba a entreverar con las Artes plásticas? en Salones y exposiciones) con mis murales de gran tamaño que retrataban conventillos y costumbres de la Ciudad Vieja, a tener un stand en la Feria Nacional de Libros y Grabados cuando se hacia en la explanada de la Intendencia Municipal de Montevideo, con la feria también expuse en Atlántida, hacía grandes murales de niños que tal vez aún habrá por Pocitos, Carrasco, en el Prado y el Centro que eran las zonas en las que más trabajaba, aunque vivía en la Unión.

Conocí en esa época al Arq Fernando Gracia Esteban y a Nancy Baceló que me contrataron como fotógrafo de la diapoteca del Centro de Artes y Letras de la I.M.de M llegaban a mi estudio semanalmente decenas de libros de Arte de los que realizaba reproducciones en diapositivas color o blanco y negro sobre película ortocromática, que se prestaban en aquel entonces a los Profesores de Historia para ilustrar sus clases.

No duró mucho, se comenzaban a sentir los efectos de la Dictadura Cívico-Militar, y en la época de (el último que se vaya que apague la luz), al impulso de mis amigos que se iban, tomé la decisión en 1974 de hacer los tramites para vivir en Australia (estaba de moda) cambios repentinos en las políticas migratorias de aquel país seguramente a causa del golpe de estado en Uruguay, hicieron que mi destino fuera Buenos Aires donde pretendía ganarme la vida como fotógrafo de algún diario, la falta de documentación (que más tarde obtuve) y el hecho de que me robaran el equipo de foto de la modesta pensión en que vivía en la calle Córdoba y Juan B Justo, me hicieron abandonar la idea como trabajo, pasando a ganarme la vida como técnico en electrónica, mi profesión, que estudié en Montevideo y perfeccioné en Bs Aires.

Contraje matrimonio con mi primera esposa y formé un hogar, nació mi hija Verónica, estudié cerámica en la Casa Latinoamericana hasta que cerró, un atentado, (años de dictadura militar en la vecina orilla también) algunos amigos se comieron (garrones) solo por frecuentar lugares poco convenientes? Uno de ellos, el flaco Raúl Olivera, es desaparecido de aquella época, hermano de Rubén Olivera conocido cantautor uruguayo)

La inseguridad económica, la falta de vivienda propia, hicieron que volviera a Montevideo en 1978, trabajando como técnico de sonido de una conocida firma de alquiler de equipos de audio Tambaco S.A En esa época conocí en la capital a Marcos Pachiaroti y a Alvaro de el conjunto Tiempo de Rivera que iban a la capital a comprar equipos de audio y consolas. Como (sonidista ) sonoricé a casi todas los grupos de música uruguaya de la época e hice la amplificación de la inauguración del Monumento a la Bandera, en la Plaza de la Nacionalidad Oriental frente a Tres Cruces, actuando la Sinfónica Municipal y a la Sinfónica del Sodre, en el Solis sonoricé la actuación de Lionel Hampton, y en el Stella d´Italia a un tal Leòn Gieco que no tenìa el cartel de ahora, hice el sonido del 5º festival de Folklore de Durazno en el Estadio Landoni y de la primera Semana de Integraciòn Artiguense entre otros eventos de gran envergadura.

Pude hacerme nuevamente de un equipo de foto, esta vez una Zenit de las primeras, para hacer algunas sociales y así reforzar el ajustado presupuesto familiar. El Dr Nery Cáceres (quien años más tarde fuera director del Teatro Municipal en el 1er gobierno Mpal del Dr Estevez) músico del grupo Psicosis a quien conocía y sonorice una Òpera Rock de su autoria en el Teatro El Galpòn, me presentò en Montevideo a Alfredo Seré Carbajal, baterista montevideano radicado en Livramento, que me invita para venir a la frontera y me ofrece hacerme cargo de la sucursal de una conocida casa de electrónica de su propiedad (Multisom), el hecho de tener mi familia materna ( mi segundo apellido es Bortagaray) por estos lares, que frecuentábamos de niños, incidieron en que desde fines de 1979 con mi segunda hija Sandra recién nacida, (después de tomar agua da bica) echara profundas raíces, que hoy me hacen sentir un riverense más.

Algunos años prósperos en la electrónica como técnico, co - propietario de la UFO Discoteque en la Sociedad Italiana de Livramento, sonidista de (Leblon70) docente del Colegio Salesiano, después de UTU en las áreas de electrónica, electrotecnia, tecnología y comercio establecido en Livramento, me permitieron concurrir como alumno desde 1985 a la escuela de Artes de ASPES (Asociación Santanense pro Ensino Superior) que dirigía Osmar Santos asistiendo a los cursos de , Dibujo. Pintura y Arte Contemporáneo.

En esos años comencé a utilizar la fotografía para crear mis obras de pintura, y grabado, una obra de esa serie “Dos gatos en la ventana” fuè premiada en el VII Salón Municipal de Rivera 1986 actuando como jurado Nelson Ramos (hoy en el Museo Municipal.)

Pasé desde esa época a participar regularmente , en Salones de Artes Plásticas Nacionales e Internacionales, la obtención de varios premios, siendo el más importante en 1989 el “Gran premio del Museo Francés de la Fotografía”. Coincidiendo con la conmemoración en todo el mundo de los 150 años de invención de la fotografía , me permiten exponer a invitación de la Embajada de Francia, en todo un sector de la muestra con mis fotos, en una exposición colectiva realizada en la Alianza Francesa en Montevideo denominada” Margès de la Photo” , de la que también participaban los fotógrafos más renombrados de la capital, como parte de los festejos programados para el acontecimiento.

Ese año culmina con dos hechos muy marcantes en mi vida, nace mi hija Victoria, y fallece mi padre que siempre había sido un referente y apoyo en materia de Arte. Lejos de avalarme me dan fuerza para seguir trabajando, las exposiciones individuales y colectivas se suceden, figuras como el desaparecido Maestro Fotógrafo, Alfredo Testoni, me otorga dos primeros premios en el 8vo Salón Municipal de Rivera, quien más tarde (1991) escribe en la presentación de mi catálogo para la exposiciòn individual “Imágenes da Fronteira” realizada en el Instituto Goethe de Montevideo, finalizando la misma con estas palabras “ Profesor de Dibujo y pintura y excelente fotógrafo investigador de las posibilidades estéticas de todo lo que está en su campo visual, con cuidadosos acentos en lo social, tiene al hombre como protagonista en imágenes de múltiples lecturas. Es bueno recordar que este Fotógrafo – Artista en el año 1989 obtuvo con imágenes de la ciudad de Rivera el Gran Premio del Museo Francés de la Fotografía en París en un concurso de mundial Convocatoria.” .

El ingreso como fotógrafo y cronista de culturales a el Diario Jornada del que fui fotógrafo por varios años, la obtención de 2 premios Ceballos, concedidos por la Asociación Comercial e Industrial de Rivera, me dieron la vinculación necesaria para ganarme un lugar y el respeto entre los fotógrafos de sociales que me pasaron a apodar de “El abuelo” (según ellos por la experiencia) haciendo Casamientos, Cumpleaños y Carnavales de varias personalidades de la sociedad riverense y santanense , también fotografié algunos acontecimientos marcantes sucedidos en las últimas décadas, nutriendo un importante banco de imágenes que actualmente estoy abocado a digitalizar.

Para terminar quiero decir que no me considero un fotógrafo de sociales, nunca me gane la vida solamente de la fotografía, no me agrada que me cataloguen como tal, conozco el sacrificio de quienes si lo hacen con respeto y admiración, prefiero el término (Artista Plástico (que utiliza la fotografía como base de sus creaciones) en esto le doy la razón al maestro Testoni.

Me produce mucho orgullo haber visto mis obras expuestas en la mayoría de los Salones de Artes Plásticas que se realizaban en este país, siendo muchas veces las únicas en que la fotografía era protagonista y aún más, haber obtenido varias distinciones.

Por ejemplo el 1er y 3er premio en el concurso nacional que se realizó en el marco de los festejos del Centenario de la creación de la Estación Central de AFE en Montevideo.

He dictado varios cursos de Fotografía para la Intendencia Municipal de Rivera y de la vecina ciudad brasileña de Sant Ana do Livramento. El ingreso como profesor, por concurso de oposición y méritos en un llamado nacional del MEC me permitieron acceder a un cargo en dicho Ministerio, y concurrir durante varios años a Tacuarembó y Bella Unión como docente de taller de artes Plásticas.

Actualmente, trabajo casi en forma exclusiva con Arte – Digital partiendo de fotografías originales que edito en Photoshop y que se pueden ver en páginas de varios piases por Internet, a los que se accede escribiendo Gustavo Alsó (con tilde) en Google. Por ej http://www.sophot.com/fr/photographes/fiche.php?user_id=240

La informática ha permitido, una revolución en materia de difusión y de acercamiento

en todos los campos de la actividad humana, el Arte no podía quedar atrás, nunca podría pensar que una galería virtual con algunas de mis obras fuera visitada por más de 10 mil personas de todas parte del mundo, esto abre nuevos horizontes y posibilidades, insospechadas años atrás.

Hace algún tiempo que no hago una exposición individual en Rivera me molesta el poco incentivo que se da a nivel local a quien aquí trabaja, no tenemos una Casa de la Cultura, el Museo funciona en un local que es un chiste, Osmar Santos, puntal de todas estas luchas en edad de balances, termina de editar su libro donde reivindica 50 años de trabajo sin lograr su objetivo, todo esto me hace perder las fuerzas e interés de seguir machacando sobre la misma tecla.

Me preocupa no ver generaciones de recambio en cantidad y calidad, que supieron otrora colocar a Rivera en un sitial que hoy ya se puede decir no tiene, en el contexto Nacional. Somos los mismos veteranos de siempre y tendríamos que estar a esta altura tratando de transmitir nuestros conocimientos y experiencia.

Mentes supuestamente claras que (manejan los piolines) en vez de aprovechar traen docentes de otros lugares para producir una aculturación donde intervienen diferentes niveles de destrucción, dominación, resistencia, modificación que lo que menos hacen es preservar nuestra identidad. Las últimas muestras que he tenido oportunidad de ver están contaminadas de aires foráneos y no nos dejan ver ni por asomo, que vivimos en el norte y tenemos nuestra propia identidad (un aplauso para el Chito de Melo)

Pero bueno, aquello de que “nadie es profeta en su tierra” es verdad, al fin de cuentas los nombres que más han trascendido en el Arte Riverense se han tenido que ir (Clever Lara, Osvaldo Leites, Magalí Herrera, Arden Quin, Eli Alvernaz, Clarel Neme, Dante Ferrer Saravia son algunos ejemplos) en busca de un reconocimiento y oportunidades que aquí no tuvieron.

Gustavo Alsó

1era Publicación - Febrero de 2009 - 2da Setiembre de 2011